Lasagna de espinacas y calabaza

Calabaza…otoño. Sí, ya sé que acaba de empezar el invierno. Que le vamos a hacer, hasta ahora no he tenido tiempo de publicar esta riquísima receta.

plato2

A mediados de octubre celebré en casa mi cuarenta cumpleaños y quise invitar a unos buenos amigos a una buena comida, así que, dándole vueltas al menú me decidí por hacer una lasagna vegetal con ingredientes de temporada. Me decanté por la calabaza y las espinacas.

Pensando en la manera de elaborar la clabaza, se me ocurrió hacer un ragú  en el que el fondo  fuera una densa crema de calabaza y, para conseguir algo de mordisco, pensé en añadir unos daditos de esta misma cocidos al dente .

montaje3montaje9

Para hacer la crema de calabaza, se rehoga en una cazuela la calabaza, puerro, una rama de apio, un ajo y se cubre con un poco de agua. Una vez cocido, se tritura  junto con un dado de mantequilla.calabaza2calabaza3

cremacalabaza1

A parte, se corta el resto de la calabaza a daditos pequeños (medio centímetro de lado) y se cuecen en agua un par de minutos, pues han de quedar un punto duros.

calabaza1

¡Ah! Un ingrediente muy importante: un buen queso ahumado que combina de maravilla con el dulzor de la calabaza. Yo he optado  por una mozzarella ahumada que funde muy bien. Un buen Idiazábal también le pegaría…

queso1queso2

Para completar la lasagna, me decidí por las espinacas que, además de combinar muy bien con la calabaza, dan un juego de color al plato muy bonito. Para prepararlas, se lavan, se retira el tallo y se escaldan un par de minutos.

espinacas1

Una vez todo preparado, solo queda ir montando las capas de la lasagna. Yo acostumbro a utilizar las placas de lasagna precocidas, que se acaban de cocer en el horno y te ahorran bastante trabajo.

Cómo podéis ver en la siguiente secuencia de imágenes voy alternando capas de clabaza con queso ahumado, placas de pasta y capas de espinacas con beschamel. Empiezo con beschamel en la base y acabo con una capa de beschamel que cubro con queso para gratinar.

Y aquí está la lasagna a punto de ser horneada…

lasagna1

Y aquí… a punto de desaparecer:

fuente1

plato1

Bueno, por si os animáis a hacer esta rica lasagna, aquí van el listado de ingredientes y manera de elabrorarla.

Ingredientes (para una lasagna de 4 a 6 personas)

Para el ragú de calabaza:

  • 1 kg y 1/2 de calabaza  de la variedad cacahuete .
  • Un puerro.
  • Una rama de apio.
  • Un diente de ajo.
  • Una nuez de mantequilla.
  • Aceite y sal.

Para las espinacas con beschamel:

  • 1 kg de espinacas enteras ( unos 600 gramos ya limpias)
  • ¾ de litro de leche
  • 40 g de mantequilla
  • 40 g de harina
  • Sal, pimienta y nuez moscada.

Otros:

  • Placas de lasagna precocida.
  • 200 g de queso ahumado (mozzarella ahumada, Idiazábal, per ejemplo), cortado en cubitos o rallado.
  • 100 g de queso para gratinar (mezcla de emmental, parmesano…)

Elaboración

Ragú de calabaza:

  1. Partir en dos la calabaza. Vaciarla de semillas y partirla a cuartos. Pelarla.
  2. Cortar los cuartos más cercanos al pedúnculo en cubitos de medio centímetro de lado. Para ello, laminar la calabaza, cortarla en tiras y finalmente cortar los cubos. Cocer los cubitos en agua ligeramente salada durante 2/3 minutos, escurrir y reservar.
  3. Lavar el puerro y el apio y cortarlos a rodajas.
  4. Para hacer la salsa de calabaza, cortar el resto de la hortaliza en trozos no muy grandes y rehogarla un par de minutos en una cazuela con un chorrito de aciete de oliva junto conel puerro, el apio y  el diente de ajo partido en dos. Añadir medio vaso de agua, salar y dejar cocer tapado durante unos 20 minutos aproximadamente.
  5. Una vez cocidas las verduras, añadir una nuez de mantequilla y triturar con la ayuda de una batidora hasta conseguir un puré bien fino. Reservar.

Preparación de las espinacas:

  1. Lavar muy bien las espinacas y retirarles el tallo. Cortarlas a trozos y hervirlas en medio vaso de agua y un poco de sal durante 2 minutos. Colar, escurrir bien y reservar.

Preparación de las beschamel:

  1. En una sartén amplia, o cazuela de base amplia, poner la mantequilla y la harina a fuego medio. Ir mezclando los dos ingredientes con una espátula de madera, cuando la mantequilla se halla deshecho y esté todo bien mezclado, cocer sin dejar de remover 1 minuto más, aproximadamente.
  2. En este punto se puede echar la leche. Se debe hacer poco a poco, chorrito a chorrito, sobre todo al inicio. Veréis que, al principio, cada vez que echéis la leche, se formarán unas bolas de masa que tendréis que chafar con la espátula. De esta manera, desharéis los posibles grumos.
  3. Ir echando más leche, en pequeñas cantidades y chafando contra las paredes de la sartén los posibles grumos. Así hasta echar toda la leche. Condimentar con sal , pimienta y nuez moscada al gusto.
  4. Dejar cocer sin dejar de remover durante unos 20 minutos. Reservar.

Montaje de la lasagna:

  1. Cubrir la base de una fuente apta para horno con una capa de beschamel.
  2. Colocar encima una capa de pasta de lasagna.
  3. Cubrir con la crema de calabaza, unos daditos de calabaza y los dados de queso ahumado.
  4. Colocar otra capa de pasta.
  5. Cubrir con beschamel y espinacas.
  6. Ir alternando capas hasta acabar con una capa de pasta cubierta con beschamel y queso rallado  para gratinar.
  7. Hornear a 250 ºC, calor arriba y abajo,  durante unos 20 minutos, hasta que esté bien gratinada.
 

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*